anuncios clasificados Los Pasos Del Pescador (Ñánde Corrientes porâ): ¡¡¡LINDA FAMILIA!!!...para pescar

sábado, 30 de abril de 2011

¡¡¡LINDA FAMILIA!!!...para pescar

 Hnas./os. de los anzuelos:
Las aguas se habían enfriado bastante, no obstante nuestro "Hermano de los anzuelos" Sol se compadecía  manteniendo cierto ambiente templado para nuestra felicidad.
La oportunidad estaba abierta, solo había que cargar los equipos mosqueros y partir hacia ñánde (nuestro)amado Arroyo Batel para certificar en qué estado se encontraba el nivel del agua después de las últimas lluvias.
Una vez allí, Batel se mostraba algo más "gordito", ja, ja, ja. El nivel subió aunque no mucho,...unos 40 cms.
LLegué al lugar, estacioné el auto, bajé, respiré profundo y gozé de la ausencia de pescador alguno.
¡¡Qué lindo va a estar!!, murmuré a quien de mis "Hermanos de los anzuelos" bicho suelto se encuentrara por allí, ja, ja, ja.
Mi sola presencia humana duró poco. Mientras encastraba los tramos de mi caña, estacionaba otro automóvil con dos parejas y un muchacho.
Terminé de armar el conjunto, tomé mi mochila y me ancaminé a posición de pesca

Mientras ellos bajaban de su automóvil y se disponían a llegarse a la costa de Batel, ya tenía el primer "Lingote de oro con escamas" (Dorado) saltando por los aires.
La mosca cayó en la entrada de la corredera formada por piedras y camalotes adheridos a ellas, y el Amarillo la tomó luego de una deriva de un metro y medio más o menos. Linda "morfada", firme y violenta como acostumbra el Pira Vera (pirá verá...Pez Brillante).
Mientras  unos  pescadores emitían exclamaciones de sorpresa por mi logro, otros revoleaban sus encarnes para obtener algún Pez.
Hice un par de intentos más y decidí cambiar de lugar. Este ya me había regalado un lindo "Lingotito".

Caminé en una zona de pastos bajos y yuyos altos. Siempre con la mirada alerta a pesar de contar con las irrenuinciables botas de caña alta para garantizar la ausencia de sorpresivas mordeduras de algún ofidio.
Ella estaba allí, en un sector de pastos bajos pero con su virtuosa capacidad de mimetizarse.


La bella Ñakanina (Ñacaniná), como todo ofidio es poiquilotermo, es decir, la temperatura corporal cambia de acuerdo a la temperatura ambiental, aunque pueden regularla hasta cierto punto mediante comportamientos especiales. En este caso estaba aprovechando las "caricias" del Sol. Somos una gran familia, y debemos ayudarnos entre todos, nos necesitamos los unos a los otros.
Pero claro, el respeto por los espacios debe estar siempre. En un asercamiento por fotografiarla, me "tiró" dos mordidas dirigidas a mí humanidad advirtiéndomé que no podría avanzar más.
La Ñakanina (Ñacaniná- Hydrodynastes Gigas, familia colubridae) es así, ñarô ("brava") cuando es necesario imponerse por carácter, entra en este estado con más facilidad que otras, y si es necesario saca "rajando" a su invasor con una corta embestida, ...es brava brava, "recoje el guante" sin tituveos ja, ja, ja, ja. Pero no son venenosas.
Tradiciones yma guare (antepasadas) la describen como la "vibora que te corre". Fama ganada con algo de verdad.
¡¡Qué lindas son las creencias populares ilustradas en labios de los nativos.!!. Culturas ancestrales mantenidas a través del "boca a boca" por los siglos de los siglos.


Dejando que mi "Hermanita de los anzuelos" desapareciera  con su metro cincuenta entre los yuyos, elegí otro sector de correderas, piedras y plantas acuáticas. Aguas muy transparentes y buena velocidad.
La mosca Ypykué Ñandú una vez más coqueteando al "Lingote".
Recogiéndola pasó por un sector muy playo de plantas sumergidas y moderada velocidad cuando este bello Cabeza Amarga la eligió con apetito.
Resistiéndose llegó a mis manos para perpetuarse en la instantánea.
La Ypykué Ñandú sorprende en cada jornada. Una simple y a la vez gran mosca. No deja de darme alegrías. No debiera faltar en ninguna caja de un pescador ambicioso.
Los pescadores "carnaderos" seguían probando aquí  y allá, pero nada.
Mi mosca cobraba uno tras otro "Lingotes de oro con escamas". Por un momento noté que uno de ellos dejó de pescar, para observarme desde una distancia discreta.
En un momento y haciendo alusión a unos de los "Lingotitos", exclamó...
-¡Ese que largó estaba lindo!.
-¡Son todos lindos y debemos devolverlos para que se sigan criando, asi dentro de no mucho tiempo podremos volver a sacarlos bastante más crecidos!. ¿Te imaginás estos con 4 o 5 kgs. más?.
Respondí  y pregunté a manera de conclusión.
- y siii.
Volvió a responder, con un tono de complacencia hacia mi, pero me dio la impresión no muy de acuerdo con su interior, ja, ja, ja.
Pero bueno, por algún punto se comienza...


Por mi parte seguí gozando de los "Lingotes de oro con escamas" que decidían optar por mi mosquita  aborigen.
Dos falsos cast y mosca al agua, medio metro antes de la junta de dos correderas muy cristalinas. Una vez que entra en la unión y el torbellino, recorre otro medio metro y ¡¡¡plash!!!, tensión en la línea, la caña que se curva y segundos después "Lingote" sale por el aire a "retozar" de lo lindo. ¡¡Flashes dorados!!, corridas y pez en mis manos.
Hacía mucho que no lograba un Dorado que al cabo de quitarle con sumo cuidado el anzuelo mostraba un sangrado constante. Es posible la punta del anzuelo haya tocado alguna arteria. Esta es una de las situaciones que me apenan bastante. Lo mantuve tocando el agua y cuando mostró signos de vitalidad (fue muy pronto) lo dejé ir.
Me alegró mucho con la velocidad que lo hizo, pero a la vez cierta congoja por lo anterior...
Seguí buscando con detenimiento y pasión.
Otros "Lingotitos" sucedieron a los anteriores. Del lado opuesto, una Garza comía y observaba.
La Familia estaba reunida, como acostumbramos cada vez que decidimos compartir un sitio en común.

Mi msosca iva y venía una vez más.
La tarde llegaba a su fin, y otro "lingote" tomó la Ypykué Ñandú.
Luego de regalarle un momento de felicidad a mi alma, lo acuné en mis manos y fue como si resplandeciera un aura de ángel, una luz de energía y mensaje de libertad, ...de vida, ...de amor. 
Ñacaniná seguramente desandando huellas o adormecida en quien sabe qué yuyos. Los "Lingotes de oro con escamas" eligiendo el agua fresquita pero bien oxigenada de las correderas de Batel.,...Él, más feliz que nunca porque todos lo elegimos para pasar la tarde,...en Familia.-
Desde la Provincia de Corrientes, Argentina,
Con el cariño de siempre,
Muchos chamamés,
Un abrazo enorme y,...
Un afectuoso sapukái.-
Leo Kutú.-
p/d: Post dedicado a Darío y Gerardo de "El Pozón". Abrazo fuerte para ellos.-

2 comentarios:

Jose dijo...

Qué bueno que el Batel se ha recuperado de su sequía pasada. Los lingotitos van poblando sus aguas y las orillas bullen de vida.
Con respecto a los pescadores que te enconraste, son tantos los que dicen una cosa y piensan la opuesta. A menudo me encuentro con gente así y como tú, trato de "convencer" de que hay que ser responsable si queremos conservar este bello deporte. "Si o hay peces, no hay pesca".
Me alegro de que la Ypykué te siga dando alegrías.
Saluods Leo.

Leo Kutú dijo...

Hno. de los anzuelos, Jose:
¡Muchas gracias por visitarme!.
No puedo dejar de estar muy feliz por cómo está Batel, después de haber agonizado como lo hizo.
Disfrutamos mutuamente de "vernos" a menudo,...somos muchos (aves, ofidios, cuadrúpedos,Sol, Luna, Estrellas, nuves,...) los "Hermanos de los anzuelos" que festejamos su recuperación....la "Familia" está contenta.
Un abrazo fuerte y,...
Un afectuoso sapukay.-